¿Dudas?

Características
Slastik

La Head Band flexible tiene como función la máxima adaptación a la forma y tamaño de la cabeza. De esta forma, el peso de las gafas queda bien distribuido en todo el perímetro, eliminando sobrecargas en puntos concretos y proporcionándote el máximo confort. Unas gafas convencionales pueden crear una sobrecarga de peso en los 3 puntos de apoyo (nariz y parte superior de las orejas).

Respecto a otras gafas magnéticas que encontrarás en el mercado, con la banda rígida, el nivel de adaptación a la forma de la cabeza se ve muy reducido y limita considerablemente tus movimientos ya que si, por ejemplo, tienes la cabeza reclinada en un sofá o estas [email protected] leyendo, la rigidez de la banda hará que tus gafas se separen y se muevan imposibilitando la correcta visión de cerca.

*Sistema patentado (PCT/2014/000029)

El sistema de regulación telescópica de las varillas, es un sistema exclusivo y muy sencillo de utilizar diseñado para que puedas ajustar a la perfección tus gafas de lectura para que no se muevan y realmente te olvides de que las llevas puestas. La combinación de la Head Band flexible junto con el sistema de regulación telescópica de las varillas es la fórmula ideal para que tus Slastik se ajusten, no se muevan, no generen zonas de sobrecarga de peso, ni rozaduras (nariz y parte superior de las orejas).

*Sistema patentado (PCT/2014/000074)

Tus gafas de lectura Slastik permiten el plegado total gracias a su Head Band flexible de forma que no ocupan más espacio que unas gafas convencionales y sin embargo con tus Slastik obtendrás muchos más beneficios: comodidad, sujeción, máximo ajuste, y además podrás llevarlas colgadas y utilizarlas en menos de un segundo cada vez que las necesites, sin tener que guardarlas, buscarlas, perderlas, encontrarlas….! Actívalas con solo un TIK 🙂

Todas las gafas de lectura Slastik, te resultarán muy cómodas y cuando las pruebes, es muy posible que ya no quieras otras. ¿Por qué? porque disponen de un sistema de cierre y apertura frontal con un imán oculto de 4.600 gauss de potencia, que facilita su utilización. Cuando no las uses las puedes dejar colgadas en tu cuello y activarlas cada vez que las necesites simplemente con un TIK, siempre a mano.

No las pierdas, no las busques. Simplemente llévalas colgadas y actívalas con un “TIK”.

Las gafas Slastik son ultraligeras y esa será la sensación que tendrás cuando las pruebes. ¿Por qué?

Porque gracias a su Head Band flexible su peso se reparte en todo el perímetro craneal evitando puntos de sobrecarga o fricción (nariz y parte superior de las orejas), dando como resultado unas gafas cómodas muy fáciles de llevar.

VOLVER